Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

jueves, 12 de junio de 2014

Un total de 201 transacciones en toda la comarca


En los 14 municipios de la comarca el número total de operaciones fue de 201, lo que significa que más de la mitad se concentraron en la capital. Además, supone una caída bastante notable con respecto a las 241 operaciones del primer trimestre de 2013. Aunque en municipios como Caldas (8 ventas) A Lama (3) o Ponte Caldelas (4) se registran mejorías con respecto a los datos de hace un año, el volumen de operaciones es muy bajo y la falta de recuperación en toda la comarca se nota con más crudeza en Marín, Poio y Sanxenxo, especialmente en estos dos últimos. En el municipio turístico se vendió el pasado año una media de 21 pisos al mes y 2014 comenzó con una media de apenas 15, al sumar 45 operaciones en este primer trimestre. En Poio se pasó de 11 mensuales a 4 (11 ventas entre enero y marzo), mientras que Marín repite los datos: 4 operaciones al mes.
En ninguno de estos casos se ha repetido la mejoría de Pontevedra desde 2010, en lo que se refiere al primer trimestre y también domina de forma alarmante la segunda mano. Así de las 201 operaciones en toda la comarca, solo 47 correspondieron a inmuebles nuevos.
Campo Lameiro es el único municipio sin operación alguna, pero en el resto tampoco hay números destacados: Barro (2), Cotobade (2), Cuntis (2), Portas (1) y Vilaboa (1). Solo llaman la atención lo 5 casos de Moraña en solo tres meses, frente a los 13 de todo 2013.
Quizás sea una mejoría fugaz, pero el primer trimestre de 2014 ha supuesto para Pontevedra una ligera mejoría en el mercado inmobiliario. Entre enero y marzo de este año, el Ministerio de Fomento ha constatado un total de 106 operaciones de compraventa de viviendas en la ciudad, lo que supone una media mensual de 35 casos. Estas cifras se sitúan por encima de las 27 ventas mensuales de todo el año 2013 y, además, rompe la tendencia a la baja que se registraba en los mismos periodos (primer trimestre de cada año) desde 2010.
En todo caso, estas novedades aparentemente positivas en la ciudad del Lérez, chocan con otros datos menos favorecedores. Entre ellos, llama la atención que la mejoría de Pontevedra no tiene su correspondencia en el resto de la comarca, donde se mantiene la tendencia a la baja de los trimestres anteriores, un fenómeno que es especialmente intenso en Sanxenxo y Poio, mientras que Marín ofrece unos resultados similares a los de 2013. El segundo aspecto negativo se refiere a la antigüedad de los inmuebles que logran vender los promotores. Desde hace meses se constata que los pisos de segunda mano son mucho más demandados que los nuevos y en este primer trimestre de 2014 vuelve a registrarse este fenómeno, e incluso acrecentado. Si en 2013 el 70% de las ventas correspondieron a pisos usados, en este trimestre ese porcentaje se eleva ya a más del 76%, ya que de los 106 inmuebles vendidos, solo 25 eran nuevos.
La mejoría experimentada en Pontevedra, aunque no tiene reflejo en el resto de la comarca, sí es equiparable a la que Fomento destaca en toda España, toda vez que las cifras estatales son las mejores que se registran en un primer trimestre del año desde 2010, al igual que a orillas del Lérez. Incluso aquí el balance es aún más favorable. En toda España, las ventas subieron un 48,5% en un año, y en Pontevedra aumentaron el doble, al pasar de 48 en aquellos tres meses a los 106 actuales. Pese a que la segunda mano es el mercado dominante en la ciudad, el 23% de vivienda nueva en Pontevedra es mucho mejor que el 16% de toda España.
Aunque en la capital se pueden apreciar "brotes verdes", todavía no son suficientes para pensar en nuevas promociones, pese a que alguna inmobiliaria, como es el caso de Lar ya baraja relanzar el plan de Tafisa. Y paralelamente, el precio de la vivienda no deja de bajar. El primer trimestre de este año se cerró con un precio medio de 1.027,5 euros por metro cuadrado, según los datos oficiales aportados también por el Ministerio de Fomento. Esta cifra supone un descenso del 23% con respecto a la que el mismo departamento manejaba hace un año, en marzo de 2013, que era de 1.329,4 euros. Desde entonces se ha mantenido la tendencia a la baja de los últimos años: 1.135,3 euros en junio de 2013, 1.103,7 tres meses después y 1.077,2 en diciembre. Desde 2004 hasta 2012, el precio más bajo de la vivienda en la ciudad fue registrado por Fomento en diciembre de ese año (1.260,4 euros) y el más alto, a finales de 2007, en 1.931,5 euros por metro cuadrado.
Con respecto a las demás ciudades gallegas, Pontevedra se mantiene como la tercera más barata, por delante de Lugo (885,4 euros) y Ferrol (728,7), y por detrás de Santiago (1.631,3), A Coruña (1.558,2), Vigo (1.460) y Ourense (1.137,4). En todas estas urbes la cifra descendió de forma más o menos notable en el último año salvo en Compostela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario