Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

martes, 13 de octubre de 2015

N550: Galicia estrenará este año radares de tramo en carreteras convencionales.

La DGT instalará los primeros dispositivos de control de la velocidad media en zonas de riesgo de la N-550, en la provincia de A Coruña, y de la N-525, en Ourense

En la N-550 y en la N-525. Esas son las carreteras seleccionadas por los responsables de Tráfico en Galicia para instalar antes de que acabe el año los primeros radares de tramo en carreteras convencionales. Estos dispositivos no son extraños para los conductores gallegos, que conocen el funcionamiento de esos controles de velocidad desde finales del año 2011, cuando la DGT puso en marcha el primer radar de tramo de Galicia, en el túnel de O Sartego, en la autopista AP-9, entre Fene y Neda. Le siguieron otros tres dispositivos similares, que se instalaron en las autovías AG-64, en las proximidades de As Pontes, y A-8, en el alto do Fiouco, en Mondoñedo, y en la autopista AG-55, entre Arteixo y Carballo.
La efectividad de los dispositivos quedó demostrada en todos los casos, según fuentes de Tráfico, porque lograron reducir la velocidad media en las autovías y autopistas al obligar a mantener el límite fijado en la vía durante varios kilómetros y no en un solo punto, como el resto de los radares. Pero la asignatura pendiente son las carreteras convencionales. Y ahí es donde han puesto el objetivo los responsables de la seguridad vial en Galicia, que pretenden que los nuevos radares ayuden a reducir la accidentalidad. Por eso se han elegido dos carreteras que presentan una importante conflictividad vial. La N-550, que comunica las provincias de A Coruña y Pontevedra, que discurre paralela a la AP-9 y mantiene una alta densidad circulatoria. Atraviesa núcleos de población y en los últimos años se ha convertido en la alternativa gratuita a la autopista, lo que ha disparado el tráfico de vehículos. El radar estará ubicado en un tramo de la provincia de A Coruña, en zonas consideradas de riesgo por las elevadas velocidades que se han venido detectando. Los técnicos de Tráfico están analizando los informes elaborados por la Guardia Civil de Tráfico para concretar el lugar exacto en que se ubicará el control.
Puntos de riesgo
Publicidad
Las mismas pautas se seguirán para instalar el radar de tramo previsto para la N-525, otra carretera nacional de elevada intensidad circulatoria y que presenta varios puntos de riesgo, especialmente a su paso por la provincia de Ourense, donde está previsto ubicar el control de velocidad.
El objetivo de este tipo de radares es reducir la velocidad media y la siniestralidad en las carreteras convencionales, que son las que presentan mayores riesgos por la existencia de circulación en ambos sentidos y sin mediana física de separación, como explica María Victoria Gómez Dobarro, coordinadora de la DGT en Galicia. Aclara que los nuevos dispositivos estarán señalizados con antelación, como ocurre con los radares de tramo ya existentes en las autovías y autopistas de Galicia.
Cada radar de tramo consta de dos lectores de matrícula, que graban la entrada y la salida de los vehículos para establecer el tiempo empleado entre los dos puntos. Un sistema informático calcula la velocidad media y si esta supera la establecida para la vía se tramita la denuncia de forma automática. Los datos del vehículo infractor son enviados al centro de denuncias que la DGT tiene en León.
Además de estos dos nuevos radares de tramo, Tráfico tiene prevista la instalación de otro nuevo dispositivo de control de velocidad en la A-8, en O Fiouco, entre los mismos puntos kilométricos en que se encuentra el actual radar, aunque en sentido Galicia. Este dispositivo de control de la velocidad se enmarca dentro de las medidas de vigilancia fijadas por la DGT para este punto que permanece cerrado al tráfico buena parte del año debido a la espesa niebla de la zona. Las fuentes consultadas explican que incluso con escasa visibilidad se detectan velocidades muy elevadas en este tramo, que tiene un límite de 100 km/h.

Vías en las que ocurren el 80 % de los siniestros mortales

La vigilancia de la velocidad en las carreteras convencionales se realiza en la actualidad con los radares que utilizan las patrullas móviles de la Guardia Civil de Tráfico, que desde hace meses cuentan con el apoyo de la unidad aérea con el helicóptero Pegasus que la DGT tiene destinado en Galicia. La puesta en marcha de los radares de tramo permitirá ampliar el área de control en la red viaria de forma que los controles de velocidad de la Guardia Civil puedan aumentar su movilidad y establecer los controles en función de las necesidades de cada momento.
La red convencional de carreteras representa en estos momentos la mayor preocupación para las autoridades responsables de la seguridad vial en Galicia debido a su siniestralidad. De hecho, es en ese tipo de carreteras donde se concentran el mayor número de zonas de riesgo de accidente. En la red convencional se registraron alrededor del 80 % de los accidentes mortales ocurridos en lo que va de este año en Galicia. El porcentaje de los siniestros se eleva si se tienen en cuenta los siniestros ocurridos en pistas y caminos vecinales.
Un elevado porcentaje de los accidentes con víctimas que se producen en Galicia tiene como factor principal la velocidad inadecuada, aunque esta se considera decisiva también en los siniestros que se atribuyen a las distracciones y al cansancio, donde la velocidad multiplica la gravedad de los siniestros.
A la vista de los resultados que se obtengan con la puesta en marcha de los radares de tramo de las carreteras N-550 y de la N-525 es muy probable que se proceda a la instalación de más controles de ese tipo tanto en otras vías convencionales como en las autovías y autopistas de Galicia, donde podrían sustituir a los actuales radares fijos de pórticos y cabinas laterales que solo vigilan un punto determinado de la carretera.
http://www.lavozdegalicia.es/noticia/galicia/2015/10/13/galicia-estrenara-ano-radares-tramo-carreteras-convencionales/0003_201510G13P2991.htm?piano_t=1

No hay comentarios:

Publicar un comentario