Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

miércoles, 19 de julio de 2017

Así será el Gran Montecelo, un hospital que según Núñez Feijóo "non ten volta atrás"



Un hospital innovador, humanizado, ambientalmente sostenible y que atenderá el área sanitaria de Pontevedra durante los próximos cincuenta años. Así resume la Xunta de Galicia el proyecto del Gran Montecelo, el hospital único que se construirá en Pontevedra a partir de la ampliación del complejo hospitalario actual.
El gobierno gallego, con su presidente Alberto Núñez Feijóo al frente, ha presentado este martes el plan funcional y de espacios del nuevo hospital. Lo hizo por la mañana ante los profesionales de la sanidad pontevedresa y por la tarde ante los alcaldes del área sanitaria y representantes de colectivos sociales de Pontevedra y su comarca.
El Gran Montecelo, por el que ha apostado la Xunta tras abandonar el proyecto de Monte Carrasco, "non ten volta atrás", ha señalado Núñez Feijóo durante su intervención. Será el hospital "que merece" el área sanitaria de Pontevedra y que estará pensado y diseñado, ha dicho, "para entrar na última fase do século XXI".
Este proyecto, del que ha destacado su "enorme calado" económico, social y arquitectónico, será el centro de referencia para 308.000 habitantes de veinte ayuntamientos -más los seis de O Salnés que también son atendidos en su propio hospital-.
Se invertirán en él 140 millones de euros, 115 millones para la construcción de un nuevo edificio y otros 25 para reformar los inmuebles actuales. A ello habrá que sumar el equipamiento de "última tecnoloxía" que tendrá el Gran Montecelo y que, como ha señalado Feijóo, "como todo o mundo sabe non é barato".
Sanidade espera que las obras de la primera fase del Gran Montecelo, que se centrarán en la construcción del nuevo edificio, comiencen en 2019 y finalicen en 2021. A partir de esa fecha se pretende ejecutar la segunda fase, que supondrá reformar el hospital actual y centralizar en él la atención sanitaria que se presta en el Provincial y en la Casa del Mar de Mollabao.
A pesar de estos plazos, el presidente de la Xunta ha pedido al conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuíña, "facer todo o que sexa" por parte de su departamento para que el hospital esté listo "no menor tempo posible" como acortar los tiempos de tramitación, sin esperar a completar un paso administrativo para comenzar el siguiente.
Núñez Feijóo ha señalado que el "contrato" que la Xunta ha presentado hoy ante la sociedad pontevedresa "témolo que cumprir" y para ello, ha añadido, "temos diñeiro para facelo" y la colaboración del Concello de Pontevedra para ejecutar el abastecimiento, el saneamiento y la construcción de los nuevos accesos al hospital.
Con este nuevo hospital, ha subrayado el presidente de la Xunta, se da un paso más en la renovación del mapa sanitario de Galicia. El 70% de la población gallega, ha afirmado, vive en un área que, desde 2009, cuenta con un hospital nuevo o reformado y con nuevos centros de salud, logrando así una sanidad pública "máis próxima, máis humanizada e máis resolutiva".
Junto a Feijóo y el conselleiro de Sanidade, al acto también han acudido autoridades como los conselleiros de Presidencia y Facenda, Alfonso Rueda y Valeriano Martínez; los alcaldes de Pontevedra, Bueu, Marín, Ponte Caldelas, Barro, Cerdedo-Cotobade o Moraña, entre otros; o la subdelegada del Gobierno, Ana Ortiz.
DETALLES DEL PLAN FUNCIONAL
Vázquez Almuíña ha sido el encargado de exponer los detalles del plan funcional del Gran Montecelo y ha celebrado este "día importante" para la sanidad pontevedresa, que tendrá un hospital que atenderá "desde pediatría a pacientes crónicos", con tecnología de última generación, con una estructura "pensada para as persoas" y que, arquitectónicamente, "será unha icona" de Pontevedra.
Se trata, ha añadido, de un proyecto "de todos" ya que "por primeira vez" han presentado sus aportaciones más de 300 profesionales, una decena de colectivos sociales y 2.379 ciudadanos a título particular, éstos a través de las encuestas que estaban disponibles en el propio hospital. Además, ha señalado que el Gran Montecelo estará diseñado para albergar "melloras continuas e modificacións asistenciais".

El Gran Montecelo contará con 118.500 metros cuadrados frente a los 79.500 del hospital actual. Se construirá un nuevo edificio a tres alturas en la parte este del complejo y que estará conectado con el resto del hospital.
Acogerá un renovado servicio de urgencias, la unidad de cuidados intensivos o la hospitalización con ingreso. Allí también se situarán las especialidades de mayor complejidad y las nuevas unidades que se incorporarán al catálogo de la atención sanitaria en Pontevedra.
En el edificio actual, que mantendrá su uso durante las obras, se centralizará toda la atención ambulatoria. Se adecuará para los servicios de cirugía mayor ambulatoria, la cirugía de corta estancia, un hospital de día y las consultas externas, entre otros.
El Hospital Provincial, por su parte, será redefinido como centro para enfermos crónicos y, según los planes previstos por la Xunta, acogerá una residencia para la tercera edad. Se mantendrán los centros de salud Virxe Peregrina, A Parda y Lérez y la Casa do Mar también tendrá uso sanitario, aunque por ahora no está determinado.
La Xunta reservará también espacio en todo este ámbito para posibles ampliaciones posteriores o nuevas dotaciones. El nuevo Montecelo contará además con un aparcamiento al aire libre con unas 500 plazas y con un parking subterráneo que, en principio, será de uso exclusivo para personal y servicios sanitarios.

Sanidade ha señalado que el Gran Montecelo contará con una cartera de servicios mucho más amplia que la actual, incorporando nuevas especialidades de las que carecía el área sanitaria y renovando todo su equipamiento con tecnología de última generación.
Así, el nuevo hospital de Pontevedra tendrá por fin una UCI pediátrica y neonatal, así como una unidad de oncología radioterápica y una unidad de diagnóstico por medicina nuclear. También se humanizará toda el área de parto y se crearán áreas de especialidad más amplias, de forma que haya una mayor colaboración entre profesionales.
Por primera vez habrá un área única de urgencias, de unos 2.500 metros cuadrados, que contarán con una ventanilla de admisión única y estancias diferenciadas para adultos, niños y pacientes con problemas ginecológicos. Además, se ampliarán de 61 a 117 los puestos de urgencias y habrá nuevos espacios para la espera de familiares.
El plan funcional recoge también tres nuevos quirófanos -hasta un total de 20-, 280 consultas, gabinetes y salas técnicas (53 más que en la actualidad) y una mayor capacidad del hospital de día, que pasará a contar con 162 plazas frente a las 109 de ahora. En este centro, además, habrá una mayor privacidad para los pacientes, más confort y nuevas prestaciones.

El Gran Montecelo tendrá más camas que el complejo actual. Su capacidad crecerá hasta las 720 camas, frente a las 600 de ahora. Vázquez Almuíña ha destacado que, de todas ellas, un 57% serán individuales y más amplias. Así, las que alberguen a un único paciente tendrán 20 metros cuadrados y las dobles, 28 metros cuadrados.
También se mejorarán las áreas de estar para pacientes y familiares y se apostará por una mayor humanización de las estancias pediátricas -que tendrán incluso un cine- y de las áreas reservadas para los pacientes crónicos.
El nuevo hospital apostará además por la creación de nuevos espacios para gestionar la atención hospitalaria a domicilio con teleasistencia, un ámbito que se quiere potenciar en el área sanitaria de Pontevedra y que permite que el paciente reciba a médicos y personal de enfermería en su casa y que los familiares colaboren en sus cuidados.


http://pontevedraviva.com/xeral/38290/asi-sera-gran-montecelo-hospital-pontevedra-nunez-feijoo-non-volta-atras/?lang=es

No hay comentarios:

Publicar un comentario