Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

viernes, 27 de octubre de 2017

El número de multas por no tener las fincas limpias es mínimo



Los concellos abren centenares de expedientes a raíz de denuncias vecinales, pero suelen dilatarse en el tiempo

Da igual la época del año que sea y la aldea o incluso calle de la ciudad que se visite. Hay una queja que se repite una y otra vez. Los vecinos critican que no se meta mano dura a quienes tienen terrenos llenos de maleza. La psicosis por este asunto aumenta actualmente, después de que el domingo se comprobase que el fuego puede llegar en cualquier momento. ¿Realmente los concellos actúan con contundencia en este asunto? La pregunta no tiene una respuesta sencilla. Los ayuntamientos sostienen que sí, y dan cifras sobre los expedientes abiertos en el último año. En Pontevedra fueron 125 y en otros puntos de la comarca como Caldas unos 200, en Bueu 115 y en Sanxenxo 273. Pero, de esos expedientes, muy pocos, una cantidad mínima -doce en el caso de Pontevedra, seis en Caldas, ninguna en Bueu y tres en Sanxenxo, por poner algunos ejemplos-, acaban en sanción. ¿Por qué? Los concellos aseguran que buena parte de los propietarios acaban limpiando, pero reconocen también que lleva su tiempo, y que tramitar estos expedientes es complejo. Afirman también que en muchos casos el proceso se dilata porque hay que hacer determinados informes antes de denunciar a un propietario y no siempre se cuenta con medios.
Los concellos, da igual al que se pregunte, cuentan que los expedientes, principalmente, se abren a raíz de denuncias vecinales. Lo primero que se hace es enviar a la policía local a que haga un informe de la finca en cuestión. Luego, se le suelen dar varias oportunidades al propietario para que proceda a la limpieza, se le concede un plazo para presentar alegaciones... Eso, cuando el dueño está claro. Si hay que localizarlo a través del Boletín Oficial la cosa se complica todavía más. Como mínimo, «pasan cinco ou seis meses ata que avanza o expediente», sostienen desde Poio, donde sí llegaron a tramitar tres multas por esta cuestión.
Si el dueño del terreno hace caso omiso a los requerimientos municipales, además de exponerse a una multa, los concellos también suelen hacer la limpieza en cuestión de forma subsidiaria e intentar cobrarle al propietario el importe. El Concello de Barro a topó una fórmula para agilizar este engorroso proceso: «Nós mandamos un par de avisos, o terceiro xa vai cun engadido. Enviámoslle un orzamento do que vai gastar o Concello en limpar a finca e informámoslle de que llo cobraremos. De momento a resposta está sendo moi positiva», dice el alcalde.

https://www.lavozdegalicia.es/noticia/pontevedra/pontevedra/2017/10/20/numero-multas-tener-fincas-limpias-minimo/0003_201710P20C1997.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario