Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

miércoles, 21 de diciembre de 2016

El censo de la comarca cae a 187.768 vecinos al perder población diez de sus 14 municipios


Solo Pontevedra, Poio, Barro y Ponte Caldelas registran un ligero aumento demográfico, que no impide una caída global de 477 habitantes E Marín y Sanxenxo, entre los perjudicados


La comarca de Pontevedra acrecienta los efectos del envejecimiento de la población y la caída de la natalidad. El Instituto Nacional de Estadística (INE) publicó ayer el censo oficial de población de los 14 municipios de la capital y su entorno, que suman 187.768 habitantes, lo que supone un descenso de 477 vecinos con respecto al padrón anterior. La pérdida demográfica es prácticamente generalizada en todos los concellos.
De los catorce concellos del entorno de Pontevedra solo cuatro han registrado en este año un aumento de población, según los datos del INE aunque en porcentajes muy pequeños. Se trata de Pontevedra, que gana diez vecinos y pasa a 82.549; Poio, con un aumento de 59 personas para alcanzar un censo oficial de 16.901; Ponte Caldelas, que suma 5.573 habitantes, 33 más que hace un año; y Barro, con crece en 20 vecinos y llega a 3.746. La capital logra recuperarse ahora del ligero descenso registrado entre 2014 y 2015 pese a la caída de la natalidad, que en el primer semestre de este año arrojaba un balance negativo de 76 defunciones más que nacimientos. Llama también la atención el caso de Ponte Caldelas, que muestra un cierto repunte después de años de pérdidas demográficas.
Estas cifras, que serán de referencia para todo el año 2017 a efectos de transferencias del Estado y otros parámetros, pone de manifiesto que la capital concentra ya el 44% de toda la población comarcal, mientras que los otros tres municipios de mayor censo demográfico concentran otro 30%. Se trata de Marín (13%), Sanxenxo y Poio, con un 9% cada uno. Aún así, dos de ellos, Marín y Sanxenxo, pierden este año vecinos.
Son en total diez los concellos que registran caídas de la población de mayor o menor grado, y no solo en los del interior, donde este fenómeno es una constante desde hace años, sino también en territorios costeros, con especial relevancia en esos dos casos ya citados, Marín y Sanxenxo. El municipio marinense suma a día de hoy 24.878 vecinos, 206 menos que en el censo anterior, mientras que Sanxenxo pierde 77 vecinos y reduce su padrón a 17.314 personas. En el primer caso, estos descensos ya se han producido en años anteriores, pero no en el municipio turístico, marcado siempre por una consolidación de su censo que ahora se trunca.
Caldas de Reis tampoco logra superar la barrera de los 10.000 habitantes, que persigue desde hace años, y se queda en 9.830 residentes, cuatro menos que en 2015. Salvo Vilaboa, que alcanza los 6.043 habitantes (con una pérdida de 16), ninguno de los demás municipios supera los cinco mil habitantes. El de menor población es Campo Lameiro, con 1.894 (-37), seguido de A Lama con 2.587 (-83). A continuación aparecen Portas, con 3.056 (-5), Cotobade con 4.290 (-42), Moraña, con 4.313 (-45) y Cuntis, con 4.794 (-84). A Lama es el municipio que, en términos relativos, más población pierde, con más de un 3% de caída, mientras que en Campo Lameiro es de un 2% de descenso.


http://www.farodevigo.es/portada-pontevedra/2016/12/20/censo-comarca-cae-187768-vecinos/1591851.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario