Voz de Barro

Síguenos en twitter

O tempo en Barro

Tiempo en Barro

domingo, 29 de mayo de 2016

El rural coge el tren del reciclaje


Los concellos apuestan por aumentar el número de contenedores en las parroquias

El esfuerzo que han realizado los concellos de la comarca de Pontevedra en materia de reciclaje es visible en todas las grandes villas. Residuos orgánicos, envases y plásticos, papel y cartón y vidrio, son frecuentemente separados por sus vecinos, que han asumido un papel voluntario pero de vital importancia de cara al medio ambiente y el futuro. Ahora, Barro y Cuntis tratan de extender este hábito hasta las parroquias y las aldeas que durante años no han gozado de estos servicios.
Aunque siempre ha habido los típicos contenedores verdes para residuos, no ha sido hasta hace unos años que las aldeas y pequeños núcleos del rural han comenzado a poder separar sus desechos según la clase a la que pertenezcan. En algunos casos aún es difícil hacerlo, pero concellos como el de Cuntis aseguran que realizarán futuras inversiones para revertir esa tendencia, y fomentar el reciclaje.
En lo que va de año, con la llegada del nuevo grupo de gobierno municipal en Barro, el Concello ha realizado la compra de varios contenedores especiales para sus parroquias, cubriendo casi la totalidad del servicio. Xosé Manuel Abraldes, alcalde de Barro, afirma que «todas as parroquias que corresponden ao noso municipio poden, como mínimo, separar os residuos orgánicos dos plásticos, que son, a fin de contas, o maior reclamo neste sentido».
Los contenedores azules y los dedicados al vidrio, ya son más difíciles de ver fuera de los grandes núcleos, aunque hay uno en cada parroquia de Barro. «Trátanse de elementos moi específicos que non podemos levar a todos os puntos que desexamos polo seu custo, pero si que tratamos de achegalos ata os lugares máis cómodos para os veciños». Los concellos tratan de repartir los contenedores equitativamente, en un trabajo estadístico entre habitantes de un lugar, basura generada y contenedores instalados. Es obvio que pequeños núcleos como Barosela o como Perdecanai no generan el mismo vidrio que San Antoniño o Porráns, que cuentan con negocios de hostelería y un mayor número de habitantes. Por ello, se intenta situar el contenedor en un punto estratégico que satisfaga al mayor número de vecinos posible.
El alcalde de Cuntis, Manuel Campos, reconoce que el Concello aún no ha podido resolver, al cien por cien, las peticiones que le llegan desde los diferentes puntos de su municipio en cuanto a la recogida y la separación de residuos. Mientras que es posible encontrar contenedores amarillos, los de papel y de vidrio son una rara avis en la mayoría de los núcleos pequeños.
Existen casos puntuales, como Moraña, donde recientemente, en Santa Lucía, vecinos de la calle principal reclamaron más presencia de contenedores azules para no tener que desplazarse medio kilómetro a la hora de hacer uso de ellos. Pese a este caso, la mayoría de sus parroquias pueden separar los residuos, exceptuando, al igual que Barro, el vidrio, que está mucho más limitado.

Compostaje
Aunque reconoce no tener los deberes tan bien hechos como querría en el rural, el Concello de Cuntis sí se ha puesto al día en la materia de moda en el reciclaje, y ha adquirido treinta composteros individuales para disposición de sus vecinos.
«Non podemos telos comunitarios debido ás estatísticas entre veciños e composteiro», explica el alcalde; «por iso decidimos facernos con trinta individuais, que proximamente repartiremos entre os cuntienses que o pidan, a través dun concurso de solicitudes».
El compostaje en la provincia ha sido uno de los temas del año, llegando a afianzarse totalmente tras la implicación de Vigo en el plan provincial que la Diputación tiene en marcha. Se trata de una revisión del proceso de reciclaje, más barato que el actual, que cambiará el ciclo de la basura tal y como lo conocemos.

La colaboración de los vecinos, indispensable para mejorar la recogida

Aunque son los concellos los que quieren promover el reciclaje, la primera y última palabra la tienen sus vecinos, dado que serán ellos los que voluntariamente hagan la separación de residuos en el hogar.
En los ayuntamientos cuestionados por el tema, todos han afirmado que, en la mayoría de casos de colocación de nuevos tipos de contenedores, han sido los propios habitantes del lugar los que han reclamado este servicio, mostrando una creciente sensibilización por este tema.
«Levamos separando o lixo na casa dende fai varios anos», explica Manuel Estévez, vecino de Portela. «Que os concellos invertan nese sentido, na colocación de máis contenedores, aumenta a comodidade e as posibilidades de que outros veciños da zona se animen a reciclar».
En la actualidad, los pequeños de la casa son uno de los principales objetivos de las campañas de reciclaje propuestas por las Administraciones, muchas veces realizadas en colaboración con los centros educativos.

http://www.lavozdegalicia.es/noticia/pontevedra/barro/2016/05/28/rural-coge-tren-reciclaje/0003_201605P28C6991.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario